Instalando un disco SSD HyperX de Kingston a mi Macbook pro

Todas las fotos que veis en el blog y las que pongo mías en Japonismo las proceso con Lightroom (y a veces una pizca de Photoshop) en un Macbook Pro de hace algo más de 3 años. Este ordenador sigue funcionando bien, y no me planteo cambiarlo a corto plazo, pero lo cierto es que el disco duro original hacía que muchas cosas fueran un poco lentas.

kingstonhyperx-1

Así que Kingston me pasó uno de los nuevos discos SSD HyperX de 240GB de capacidad, un poco por debajo de la capacidad del disco duro Toshiba que venía de fábrica con el Macbook, pero con un tamaño más que suficiente. Y me puse a hacerle una operación de corazón abierto al Macbook.

Este disco se encuentra dentro de la categoría que Kingston define como «entusiastas», es decir, gente con unas necesidades muy concretas de rendimiento, y dentro de esta gama tenemos dos familias, la 3K y la SSD. Mi disco es de la gama 3K, que intenta ofrecer un gran rendimiento a precios razonables (poco más de 200 euros cuesta este disco de 240GB), mientras que la otra gama está pensada para los que quieren rendimiento a toda costa, pero la misma capacidad de almacenamiento supera los 350 euros.

La caja del SSD HyperX

La caja donde viene el disco SSD HyperX respira calidad por los cuatro costados. Cuando la abres, lo primero que ves es el disco propiamente dicho protegido contra golpes, y encajado por debajo una placa metálica y tornillos para los que quieran utilizar uno de estos discos en un ordenador de sobremesa.

kingstonhyperx-2

Una vez que sacamos el disco, encontramos otro nivel en el que tenemos un destornillador con 3 cabezas, perfecto para poder abrir la tapa de un Macbook Pro, que en modelos unibody como el mío necesitan de estas cabezas especiales.

Y lo mejor, una carcasa USB que nos sirve primero para clonar el disco que tenemos en el ordenador en el SSD y así hacer la transición lo más sencilla posible, y que luego nos sirve para poder utilizar el antiguo disco del portátil como una unidad externa de almacenamiento. Brillante, y sobre todo, fantástico que esté incluido en el precio del disco.

kingstonhyperx-3

Mi mayor problema es que el paquete viene con un CD con las instrucciones a seguir y con el software Acronis True Image para hacer el clonado del disco. El problema es que cada vez hay más ordenadores (sobre todo en portátiles) que vienen sin lector de CD/DVD (el mío sí lo lleva, aunque lo tengo estropeado) con lo que un pendrive se me antoja una mejor opción para esto.

Lo segundo es que el software suministrado sólo funciona para Windows, y somos muchos, cada vez más, los que nos hemos decantado por un Mac. Por suerte, existen fantásticas opciones que sí están disponibles para Mac, como Carbon Copy Cloner, que aunque es de pago se puede utilizar durante 30 días como evaluación y que clona perfectamente el disco duro en el SSD.

Operando el Macbook Pro

Este proceso es muy, muy sencillo. Incluso con un equipo unibody, tardas muy poco en abrir la tapa, desconectar el disco duro existente, conectar el SSD HyperX, cerrar, e iniciar el ordenador.

Eso sí, ojo con la electricidad estática, que no queréis cargaros ningún componente. Pero realmente no hay nada reseñable que citar en este caso.

Rendimiento, ¿merece la pena el SSD?

La respuesta corta es sí, sin duda. En cuanto a la respuesta larga, lo primero que hice fue utilizar un programita para medir el rendimiento del disco duro que llevaba el Macbook Pro por defecto. Como se puede ver, es un Toshiba, y aunque las velocidades de lectura y escritura no están mal, tampoco son para tirar cohetes.

Rendimiento del HDD Toshiba original del MBP

Luego, con el mismo programa, y una vez instalado el disco SSD HyperX de Kingston, las cifras muestran una mejoría brutal. De 43 MB/s a 102 MB/s, en escritura, por ejemplo. Pero las cifras están ahí, para que comparéis. Y no es un benchmark realizado en condiciones de laboratorio, sino con ambos discos instalados en el equipo final que uso a diario.

Rendimiento del HyperX de Kingston

En cualquier caso, más que estas cifras de rendimiento, lo importante cuando haces una operación al ordenador de este tipo es la percepción que te da como usuario.

Y ahí estoy contentísimo. Cualquier acción que implique acceso al disco duro va muchísimo más rápida. Lo que más me sorprendió fue iniciar el ordenador tras haber instalado el SSD, porque arrancó casi instantáneamente. Me recordó por un momento el Macbook Air que también tenemos en casa. Pero claro, por un momento olvidé que mi Macbook Pro no tenía un arranque tan rápido. Qué rápido se acostumbra uno a lo bueno.

Procesado de fotos con un disco SSD HyperX de Kingston from Luis Rodriguez.

Luego, utilizar aplicaciones como Lightroom o Photoshop, con las fotos residentes en el propio disco duro también es una gozada. Lightroom importa las fotos con extremada rapidez, y cualquier parámetro que modificas en la foto dentro de Lightroom ves su efecto inmediatamente. Una gozada, vaya.

Imagen por defecto
Luis

Luis es el fundador y director de Japonismo.com, la mejor página web sobre Japón. Tiene un máster en estudios contemporáneos de China y Japón y además es ingeniero de telecomunicación. Antes de dedicarse a Japonismo fue program manager en Google, en Londres.

Artículos: 577

9 comentarios

  1. Gracias Bro! Además, que no veas qué cambio en cuanto a ruido y temperatura. Como la noche y el día. Y mira que mi portátil es Sata 2, pero aún así, va como un tiro!

  2. Hola Luis!

    Primero de todo, felicidades por la entrada! Ayuda mucho y es muy clara con las explicaciones. Ahora bien, un para de preguntas que te hago: ¿Ves mejor el HyperX 240GB de Kingston al Crucial M4 de la misma capacidad? ¿Sabes si este último viene también con la carcasa para hacer de tu HDD un disco duro externo usb?

    Gracias!

  3. Hola Carlos!!!

    Gracias por el comentario! La verdad es que no te sé decir, porque en mi caso no valoré otras opciones, pero supongo que serán de características similares.

    Por más que he mirado, no he visto en ningún lado que diga que el crucial lleva la carcasa. No es que sea muy cara, pero si el pack que compras ya la trae, te evitas hacer esa segunda compra :)

  4. Hola Luis,

    he comprado ese mismo disco, tengo una macbook pro middle 2012, sin embargo al prender y bootear desde la usb para instalar en disk utility el disco no aparece coenctado, de hecho le he probado con otros discos normales de hitachi y tampoco los detecta, solo me recibe discos Toshiba, no se que puedo hacer para solucionarlo.

    gracias

    • Hola Chris, la verdad es que mi conocimiento técnico no llega a tanto, ya siento no poder serte de ayuda :(

  5. hola Luis, quiero poner un ssd kingston modelo UV300 de 240GB en una Macbook 2009, pero el detalle es que en el momento de la instalacion se queda en este mensaje » instalando sistema restan 12 minutos» y de ahi no sale, habrá algo que se me este escapando? El disco duro lo probe en una pc con Windows 10 y no hubo problema. Espero me puedas ayudar a desifrar este enigma. Saludos.

    • Hola Gabriel, me temo que no puedo ayudarte porque instalé el disco hace ya varios años :S

    • Hola, Tengo exactamente el mismo problema con ese SSD en mi macbook pro mid 2010. Le pudiste dar solución? Ya que a mi me deja instalarle el OSX con adaptador pero al momento de cambiar el HD por SSD se queda cargando y no entra al sistema. Saludos.

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies